Dar es Dar

fito_0En las últimas horas la imagen de Fito Páez por sus contratos con el Gobierno argentino ha sido bastante desprestigiada y atacada, porque claro, cuando salen a la luz contratos con cifras grandes y más con el “Gobierno K” la cosa se magnifica y los palos son a diestra y siniestra. Hoy se confirmó que se van a investigar esos contratos por 400.000 USD que cobró por 5 presentaciones en actos oficiales, porque ese monto excede lo fijado por ley, que es un máximo de USD 10.000 para ese tipo de contrataciones.

Cuando salió a luz la denuncia, la productora que negocia las contrataciones de Páez emitió un comunicado donde aclara:

“actuó el 10 de diciembre de 2012 en la Fiesta de la Democracia en Plaza de Mayo sin cobrar cachet alguno“.

Sobre los conciertos multitudinarios del 25 de mayo en Plaza de Mayo y de la Universidad de Córdoba:

“forman parte de un ciclo cultural de cinco presentaciones masivas, a un costo de $360.000 + iva cada uno (…) después de pagar todos los gastos que involucra la organización de un evento de esta magnitud, más las obligaciones impositivas y porcentajes de sus productores, el músico recibe menos de un 30%”

c9d321742cbe808d0e4adf824540f6d7Hoy toda esta situación es noticia, porque un titular de esos donde se vinculan, nuevamente, a Fito Páez con el Gobierno K, vende y bastante, y dan lugar a muchisimas opiniones y comentarios… pero pensemos un poco, ¿acaso está mal que una artista reconocido mundialmente como lo es Fito Páez cobre ese dinero? ¿Acaso es responsabilidad de Fito Páez que el Ministerio de Cultura no respete la Ley?, es sabido y en todos los países del mundo está el mismo tema: Es el dinero de todos los ciudadanos y porqué no se usan para otras cosas, es cierto, pero no todo es como uno quiere que sea, y también es cierto que esos eventos multitudinarios son para todos los que quieran ir, sin pagar un peso.

El 21 de Julio del 2011, salió una carta de Eduardo Bustelo Graffigna, ex Director de UNICEF Argentina,  en Página/12 sobre un recital que Fito Páez dió el 26 de Diciembre de 1993… si hace ya 20 años, pero creo que la acción no pierde nada de valor, y sin duda que todos los que comentan, critican y hablan sin saber nunca leyeron esta carta ni tienen conocimiento de la misma, donde me incluyo, porque la conocí en el día de hoy y está bueno que salga a la luz en momentos que atacan tanto a una figura pública, que no es querida por todo el mundo, pero debe ser respetada porque ha dado mucho a la cultura de su país y de toda Latinoamérica, ha llenado el corazón a toda la juventud – y no tan jóvenes- de buena música, de buenos sonidos y de reflexión.

Acá les dejo lo que publicó Página/12, y no caigan en el fácil comentario de que salió en ese diario por la tendencia oficialista que tiene, piensen en los hechos y no los medios que difunden la noticia.

_______________________

Fito Páez

Por Eduardo Bustelo Graffigna *

na08fo01El 26 de diciembre de 1993, Fito Páez dio un concierto en el Estadio de Vélez Sarsfield ante 60.000 jóvenes a beneficio de Unicef Argentina.

En ese concierto cobraron todos: cobró el Club por el alquiler del Estadio, cobraron los músicos, cobró la seguridad, cobró Sadaic y por supuesto cobró el empresario. El único que donó su participación para los niños y niñas pobres de Argentina fue Fito Páez.

Pocos días después del evento, Fito fue a las Oficinas de Unicef y, en persona, me entregó un cheque de 400.000 pesos. Aclaremos: eran las épocas de convertibilidad, o sea: hablamos de 400.000 dólares. En términos de donaciones a Unicef: ¡un número!

En esa ocasión, le manifesté a Fito la gratitud de la Organización y la tremenda significación de su altruismo en beneficio de la niñez argentina. Le expliqué, asimismo, que de acuerdo con las reglas de Unicef, se le enviaría cada seis meses un documento con información acerca de la utilización de los recursos: la inversión en los programas con una evaluación sobre el avance de las acciones y los comprobantes del gasto. Recuerdo la respuesta de Fito: “Señor Director, yo me he beneficiado mucho este año con el apoyo del pueblo argentino a mi obra musical y quiero devolver aunque sea en parte, a los niños y niñas argentinos, todo lo que he recibido”. Y añadió: “No necesito que me mande ningún informe. Ud. es Unicef”.

En mi historia en Unicef trabajando en varios países, he conocido el apoyo de los más variados artistas a los trabajos de la organización. Hoy es una moda el social marketing. En la mayoría de los casos, siempre se exige publicidad y público reconocimiento ante la menor donación. En el caso de Fito Páez, se trató de un acto infrecuente de altruismo y compromiso con la infancia. Sin esperar nada a cambio. Un muchacho simple, alegre y comprometido con su pueblo. Su entrega fue un acto verdaderamente conmovedor.

Ante los ataques que injustamente recibe, querría mandarle a Fito mi apoyo, mi afecto y reconocimiento. Desearía al mismo tiempo que interrogáramos a sus “escandilazados” cuestionadores si alguno de ellos puede al menos exhibir un acto equivalente, aunque sea mínimo, de altruismo y generosidad con los niños y niñas argentinos.

* Ex director de Unicef Argentina.

Anuncios

Un pensamiento

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: